Holas holas mis abandonados transeúntes internáuticos! (ehm) A pedido del "laburante" Cello, by the way, la única persona que entra a mi página últimamente, voy a esforzarme por plasmar algunas de mis breves elucubraciones cotidianas en este humilde espacio.
 
Por lo tanto, manos a la obra. Dada mi nueva ocupación he vuelto a mi amada Buenos Aires y a mis odiados medios de transporte, en los cuales paso alrededor de 4 horas por día, 20 a la semana, y 80 en el mes (si alguno se perdió con las cuentas, a vuelta de correo les mando un par de fórmulas en excel para que vean). Como ahora me resulta más difícil sentarme a leer, me dedico a aburrida vigilar las caras de los viajeros, compañeros en la rutina y en los bostezos (Ismael dixit) y, a veces, el techo del subte. En uno de esos
bostezos me encuentro con el nuevo número de emergencias.
 
Es decir, si te roban el celular en el metrô, marcas *31416 y se apersona un cana en el vagón para darle masa al caco. Eso, en el improbable caso de que puedas marcar un número mentalmente. Pero démosle el beneficio de la duda a las fuerzas de seguridad y supongamos que te roban la billetera.
Ahora, mi pregunta es, no había un número más fácil? Algo como que todo el mundo asocie con la policía, con ayuda, con robo, tipo
*cana – *help – *cqd (equivalente a "nos hundimos al carajo")
Pero no, tenían que ser cinco dígitos sin aparente correlación (?) y que una persona en estado de desesperación y ultraje debería ser capaz de marcar.
 
Todo esto, hasta que llegué yo. Sí señores, he venido del más allá (Ramos Mejía) a traerles la solución a sus problemas!! El número en cuestión es… PI!!! (y que no me vengan con que Paenza se había dado cuenta antes, porque no lo escuché gritarlo a los 4 vientos, y en todo caso, Paenza no-te-te-ne-mos-mie-do!!)
 
Fácil gentezuelas, repitamos juntos: *PI, *PI, *PI, cual Pipo Pescador cuando se va de paseo en el auto viejo. Una vez aclarada esta duda existencial que el pasaje de mirada bovina no ha llegado a internalizar, pasemos al brainstorming que llevó a la elección de ese número.
 
Ya hemos expuesto que no tiene relación con nada, pero usando un poco la imaginación (recurso que aparece a veces, "pensamiento lateral" diría mi manager) podemos llegar a algunas conclusiones:
 
N. de R.: como verán, ME ENCANTA hablar en plural, como las minas de Utilísima.
 
 
Mejor no, les dejo a ustedes mis borregos creativos, la tarea de dilucidar por qué carajo eligieron ese numerito porque se me hace tarde para la sopita e irme a la cama.
 
Y no pongan cara de "ja, eso ya lo sabía" o "recién ahora te das cuenta?" porque me van a obligar a explicarles también que la campaña de A+ Buenos Aires, no significa que la ciudad aprobó con un Felicitado, sino "Amás Buenos Aires".
 
 
Coni, al servicio de la comunidad, hacé tu donación a tiaconis03@gmail.com o pasá y entregámela en casa -jeje, sólo para vos, tontito-.